¿Qué es el DIU o dispositivo intrauterino?

El dispositivo intrauterino (DIU) es un método anticonceptivo de larga duración, seguro y eficaz. Como su nombre lo indica, es un pequeño aparato que se coloca dentro del útero para prevenir el embarazo. Durante años, ha sido un método anticonceptivo preferido por muchas mujeres debido a su comodidad y eficacia.

Existen dos tipos principales de DIU: los DIU de cobre y los DIU hormonales. Ambos tipos tienen una tasa de éxito muy alta y ofrecen protección anticonceptiva durante varios años. Además, su ventaja frente a otros métodos anticonceptivos es que no requiere una toma diaria, como ocurre con las pastillas anticonceptivas.

Por tanto, el DIU es una opción viable para muchas mujeres. Sin embargo, como con cualquier tratamiento médico, es importante obtener toda la información y el asesoramiento necesario antes de elegirlo sobre el resto de métodos anticonceptivos. A continuación, exploraremos más a fondo el DIU, los diferentes tipos disponibles, cómo funciona, sus ventajas y posibles riesgos, y qué esperar durante y después de la inserción.

diu_actifemme

Diferentes tipos de dispositivos intrauterinos

Como ya hemos mencionado, existen dos tipos principales de DIU: el DIU de cobre y el DIU hormonal. Cada uno tiene sus propias ventajas y desventajas, y la elección entre uno y otro depende en gran medida de las necesidades y preferencias individuales de cada mujer.

  • El DIU de cobre, también conocido como T de cobre, es un pequeño dispositivo en forma de T que se coloca en el útero. Libera cobre, que es tóxico para los espermatozoides y evita que lleguen al óvulo. Este tipo de DIU no contiene hormonas y puede ser una buena opción para las mujeres que prefieren evitar los métodos anticonceptivos hormonales.
  • Por otro lado, el DIU hormonal, también conocido como sistema intrauterino (SIU), libera una pequeña cantidad de hormona progestinaen el útero. Esta hormona engrosa el moco cervical, lo que dificulta el paso de los espermatozoides y evita que lleguen al óvulo. Este tipo de DIU también puede ayudar a reducir los cólicos y hacer que la menstruación sea más ligera.

La ciencia detrás del DIU

El DIU funciona de varias maneras.

Te puede interesar   La falta de deseo sexual en la mujer: anorgasmia y dolor en las relaciones

En primer lugar, tanto el DIU de cobre como el hormonal alteran el movimiento de los espermatozoides, lo que dificulta su llegada al óvulo para fertilizarlo. Además, el DIU hormonal engrosa el moco cervical, lo que crea una barrera adicional para los espermatozoides.

Además, el DIU de cobre libera iones de cobre en el útero, que son tóxicos para los espermatozoides y reducen su capacidad para fertilizar el óvulo. Por otro lado, el DIU hormonal también puede prevenir la ovulación en algunas mujeres, lo que significa que no hay óvulo para que los espermatozoides lo fertilicen.

Finalmente, si por alguna razón un espermatozoide logra fertilizar un óvulo, el DIU también altera el revestimiento del útero, lo que dificulta la implantación del óvulo fertilizado. En resumen, el DIU es un método anticonceptivo muy eficaz que actúa en varias etapas del proceso reproductivo.

Ventajas de elegir un DIU

Estas son las ventajas de utilizar un DIU:

  • Es uno de los métodos anticonceptivos más eficaces disponibles. Tanto el DIU de cobre como el hormonal tienen una tasa de éxito de más del 99%, lo que significa que menos de 1 de cada 100 mujeres que usan un DIU quedará embarazada en un año.
  • Una vez que el DIU está en su lugar, no tenemos que hacer nada más para prevenir el embarazo. No hay acordarse de tomar una pastilla todos los días ni aplicar un parche cada semana. Esto hace que el DIU sea un método anticonceptivo muy conveniente.
  • Otra ventaja del DIU es que es reversible. Si decidimos que queremos quedar embarazadas, simplemente podemos hacer que los extraigan y nuestra fertilidad debería volver a la normalidad rápidamente. Esto también es útil en caso de experimentar efectos secundarios o si decidimos que el DIU no es la opción anticonceptiva correcta para nosotras.

Posibles riesgos y efectos secundarios del DIU

Aunque el DIU es un método anticonceptivo seguro y eficaz, también tiene posibles riesgos y efectos secundarios. Algunas mujeres pueden experimentar dolor y sangrado durante y después del procedimiento. También existe un pequeño riesgo de infección después de la inserción.

Los efectos secundarios a largo plazo pueden incluir períodos más pesados y cólicos más intensos, especialmente con el DIU de cobre. El DIU hormonal tiene otos efectos secundarios como cambios en el patrón menstrual, dolores de cabeza, sensibilidad en los senos y cambios de humor.

Aunque es raro, también existe el riesgo de que el DIU se desplace o que el útero lo expulse. Si esto sucede, es posible que necesitemos intervención médica para extraerlo. Además, en casos extremadamente raros, el DIU puede perforar la pared del útero durante la inserción.

Te puede interesar   Cómo aumentar la fertilidad de forma natural

Además, debemos tener en cuenta que el DIU no protege contra las enfermedades de transmisión sexual (ETS), por lo que es importante utilizar preservativos si corremos el riesgo de contraer alguna.

El proceso de inserción del DIU

La inserción del DIU es un procedimiento rápido y relativamente simple que generalmente se realiza en la consulta de un ginecólogo o en una clínica. Durante el procedimiento, el médico insertará un espéculo en la vagina para abrir el canal vaginal y luego pasará el DIU a través del cuello uterino hasta el útero.

La inserción del DIU puede causar algo de incomodidad y, en algunos casos, dolor y calambres durante y después del procedimiento. Sin embargo, estos síntomas generalmente desaparecen tras unos días.

Después de la inserción del DIU, es posible que necesitemos hacer un seguimiento con nuestro ginecólogo para asegurar que el DIU esté en su lugar. Nuestro médico también nos dará instrucciones sobre cómo revisar las cuerdas del DIU para asegurarnos de que no se mueve.

Es importante comprobar regularmente que las cuerdas del DIU sigan en su sitio. Si no podemos sentir las cuerdas o si sentimos el dispositivo en moverse, debemos contactar a nuestro médico, porque puede que el DIU se haya desplazado.

Extracción de DIU: Procedimiento y consideraciones

Si decidimos que ya no queremos tener un DIU o nos sentimos preparadas para quedarnos embarazadas, podemos pedirle al ginecólogo que nos lo quite. Es un procedimiento simple.

Durante el procedimiento, el médico utilizará unas pinzas especiales para agarrar las cuerdas del DIU y luego lo extraerá suavemente. Algunas mujeres pueden experimentar dolor o cólicos durante la extracción, pero estos síntomas generalmente desaparecen rápidamente.

Una vez que el DIU haya sido extraído, nuestra fertilidad debería volver a la normalidad rápidamente. Sin embargo, es crucial recordar que una vez que nos quiten el DIU, ya no estaremos protegidas contra el embarazo, así que, a no ser que estamos listas para quedar embarazadas, debemos asegurarnos de tener otro método anticonceptivo a mano.

Preguntas frecuentes sobre el dispositivo intrauterino

¿El DIU es seguro?

Sí, el DIU es un método anticonceptivo muy seguro. Como con cualquier procedimiento médico, existen algunos riesgos, pero son raros. A lo largo de los años ha sido ampliamente estudiado y ha demostrado ser seguro y eficaz para la mayoría de las mujeres.

¿El DIU puede causar infertilidad?

No, el DIU no causa infertilidad. De hecho, una vez que te quitan el DIU, tu fertilidad debería volver a la normalidad rápidamente.

¿Puedo usar un DIU si nunca he tenido hijos?

Sí, puedes usar un DIU incluso si nunca has tenido hijos, aunque la inserción podría volverse un poco más difícil. En general, la mayoría de las mujeres pueden utilizar un DIU con éxito.